El VACÍO INTERIOR como campo de aprendizaje.

por | 13-febrero-2017 | CRECIMIENTO PERSONAL | 0 Comentarios

Hace pocas semanas me pasó algo que no esperaba y que alteraba considerablemente mi rutina diaria.

La experiencia aunque no era esperada, si que era deseada. Aún así, cuando sucedió me quedé un poco perpleja. Percibí un poco de dolor en mi interior pero los mecanismos de defensa de la mente en seguida se pusieron a mi servicio y me distrajeron con imágenes de lo que sería a partir de ese momento, mis rutina diaria…

Pasé varios días en esa nube fantástica de lo que podía realizar a partir de ahora pero…había un sabor amargo por ahí, de fondo, que ensuciaba esa nueva puesta en escena.

Y entonces me di cuenta:

– No había dado espacio a mis emociones-

A pesar de ser una situación MUY MUY DESEADA…había generado emociones negativas y yo no les había dado su espacio para ser, para sentirlas y para procesarlas…

Así que me otorgué el permiso para sentir y para llorar. Usé una de mis herramientas favoritas: DARME CUENTA.

Y me di, me di mucha cuenta de todo lo que esa situación había generado. Y me di cuenta, de nuevo, que para poder construir algo nuevo, es necesario acondicionar el espacio, hacer reformas (si hace falta), limpiar, tirar escombros.

Al darme ese espacio, nada se emponzoñó. Nada se quedó atrapado.

Y al procesar, te vacías.

Cuando se produce un quiebre en la vida, es necesario concederle el espacio para que se muestre todo lo que ese quiebre trae consigo. Y reconocerlo. Y eso solo se puede hacer desde el Vacío creativo interior. El vacío como campo de aprendizaje.

Cuando nos pasan cosas que nos movilizan de forma negativa, instintivamente buscamos las distracciones que nos saquen de ese estado de conciencia.

Si cuando tienes un quiebre en tu vida, pasas en una línea recta perfecta de un estado a otro, no has aprendido mucho. Si te otorgas ese espacio de vacío interior antes de pasar al siguiente estado…entonces es cuando aprendes de la experiencia. No vas con el piloto automático. Sino con el volante de tu DARTE CUENTA, de tu CONSCIENCIA, de tu “esto es mío” y elijo gestionarlo. 

Elvira López del Prado

Coach Integrativo

Otras entradas que te gustarán
Si te ha gustado, comparte. ¡Gracias!Share on Facebook0Tweet about this on TwitterEmail this to someonePrint this pageShare on LinkedIn0Pin on Pinterest0